Delegado de Protección de Datos (DPD o DPO): Obligación de las Agencias de Comunicación, Relaciones Públicas y Marketing. - Lexpirit
Despacho profesional de abogados especializado en la prestación de servicios de ética y cumplimiento normativo («compliance») para empresas, fundaciones, asociaciones y, en general, para cualquier tipo de organización. Diseñamos sistemas integrales de ética y programas de compliance, implementamos y gestionamos canales internos de denuncia, y contribuimos a establecer sistemas y políticas y a redactar memorias de responsabilidad social acordes con los requisitos de cada sector y con los requerimientos de los correspondientes grupos de interés.
Compliance Services
1017
post-template-default,single,single-post,postid-1017,single-format-standard,ajax_leftright,page_not_loaded,,qode-title-hidden,footer_responsive_adv,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-content-sidebar-responsive,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive

Delegado de Protección de Datos (DPD o DPO): Obligación de las Agencias de Comunicación, Relaciones Públicas y Marketing.


La figura del Delegado de Protección de Datos (“DPD” o “DPO” ) adquiere una destacada importancia en el Reglamento (UE) 2016/679 (“RGPD”), que en principio limita la obligatoriedad de esta figura a tres supuestos muy concretos: (i) administraciones públicas, (ii) organizaciones que lleven a cabo una observación habitual y sistemática de interesados a gran escala y (iii) entidades que realicen tratamientos a gran escala de categorías especiales de datos o de datos personales relativos a condenas e infracciones penales.  Sin embargo, el RGPD dejaba margen para que los Estados miembros extendieran la obligatoriedad de esta figura a otros supuestos y, de esta forma, la nueva LOPD española de diciembre de 2018 ha añadido muchos otros supuestos en los que también es obligatorio para las organizaciones designar un DPD. 

En el caso concreto de las agencias de comunicación, relaciones públicas y marketing, el apartado k) del artículo 34.1 de la nueva LOPD no deja lugar a la duda: será  obligatorio siempre que éstas elaboren perfiles de sus usuarios. «Las entidades que desarrollen actividades de publicidad y prospección comercial, incluyendo las de investigación comercial y de mercados, cuando lleven a cabo tratamientos basados en las preferencias de los afectados o realicen actividades que impliquen la elaboración de perfiles de los mismos

Este requisito de la nueva LOPD, en cierto modo, obliga a todas o prácticamente a todas las agencias de comunicación y marketing a contratar un
DPD ya que, por ejemplo: la categorización de la ideología o trayectoria de personas con actividad política, el tener a los influencers filtrados por categorías de actividad o público objetivo, o hacer campañas a bases de datos de personas en base a las preferencias previas que escogieron son actividades propias del día a día de las agencias, que son precisamente las que el artículo 34.1 define como tratamientos basados en preferencias o elaboración de perfiles. 

Si tienes cualquier duda o necesitas que te ayudes, puedes contactarnos aquí.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestras condiciones de uso, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies